¡Dale caña a tu email de presentación!

1:55:00


HEY.

Siempre me han dicho que mi trabajo es escribir; lo más importante es terminar la historia. Que lo de publicar viene más adelante, y bueno, que no me preocupe y punto, que siga escribiendo. Cada vez estoy más de acuerdo con esta frase, pero al mismo tiempo no, porque quien me lo dijo no tenía redes sociales. Así de simple. Ahora pasa una movida que es que el autor y su obra están fusionados en un entorno virtual y necesitas darte a conocer para que se conozca tu obra. Todo bien, excepto que ser tu propio community manager te roba tiempo que podrías dedicar a escribir, y encima, si no tienes suerte, las redes sociales te arrastran a un bucle de competitividad y mala onda del que no es fácil salir.

Escribir es lo más importante. Sobre todo porque es lo único que controlas, ¿no? Pues aún controlas una cosita más, tan tonta pero tan significativa como tu email de presentación. El Email De la Muerte. El Email Con Tu Obra. Manuscrito. Cacho de ficción. Todo lo que suena rimbombante me disgusta, así que podéis cambiarla por lo que queráis. Hay gente muy barroca que dice escritos. :/

Escribir es lo más importante, pero que tu email llegue a la editorial adecuada y que lo lean también es muy importante. Esto es como buscar trabajo: otro curro en sí mismo.

La editorial

Lo habrás leído mil veces. Allá va una más: investiga qué editoriales podrían interesarse por tu trabajo. Yo soy bastante fan de los excels. Tengo un listado bastante grande de editoriales con los géneros que publican, el contacto y, si admiten originales, cómo presentarlos. Es fundamental seguir las indicaciones porque detrás de ese email de contacto que está hasta arriba de propuestas hay una persona organizando lo que llega, y será mucho más fácil que haga su trabajo (leer o distribuir los originales a otros lectores cero o todo a la vez), lo que a su vez implica que la tuya se lea antes. Al menos eso es lo que me ha pasado a mí. Y qué carajo, ¿no nos ceñimos a las bases de un concurso? Pues esto es igual.

Vale, guay, pero ¿y si la editorial no tiene ninguna preferencia a la hora de recibir material?


Tu historia importa

Insisto en que primero investigo a qué editoriales quiero Y puedo enviar mis cosas. Si quiero pero no puedo, no lo envío. No es un pa por si acaso suena la flauta jeje porque no lo van a leer. O sea, ¿para qué picar en una puerta cerrada a cal y canto? Lo que quiero es que se me lea. Para eso tengo que ser precisa con la búsqueda... y el email.

Madre mía, el email. El auténtico quebradero de cabeza. Para mí lo fue durante mucho tiempo. En plan: ¿Cómo me presento? ¿Qué digo? ¿Cuento mi vida? ¿No cuento nada? No quiero aburrir pero si no me explico igual pasan de mi propuesta. Y al final te invade una especie de miedo disfrazado de pereza y no envías nada, y mientras tanto te reconcome la muerte de tu carrera literaria sin empezar. Hay que enviar el email. Nadie va a conocerte si no te presentas. Tu historia importa. Ese es mi mantra para casi cualquier cosa (curro, escritura, vida en general). Mi movida importa. Deja que te explique por qué.


Carta de presentación

Escribe una introducción escueta y precisa sobre ti. Quién eres, a qué te dedicas, qué has escrito, el título de lo que estás enviando y un link a tu ficción publicada. Si es tu primerita vez... ¡no pasa nada! ¡Todos hemos estado ahí! Descríbete con confianza. Cuando se trata de evaluar un original, da igual quién está al otro lado. Idealmente al menos. De nuevo, quién te lee y cómo se te valora es algo que escapa a tu control.

Intento que mis propuestas estén personalizadas al máximo. Y si conozco a la editora o editor, mejor, porque puedo dirigirme a ella o a él directamente. Sin avasallar, claro. Y, aunque esto lo hago por precaución, no envío la obra completa a no ser que haya un interés previo.

Entonces, hemos quedado:
  • Introducción breve. ¡Tus datos! ¡Tus cosillas! La típica biografía. Cuenta lo que más ilusión te haga contar. Ensalza tus logros. Links a los más importantes.
  • Resumen de la obra. Ojo, un resumen es una exposición breve. Yo no haría una sinopsis de libro en plan no te dejará indiferente, lo que ocurre en el capítulo 6 te sorprenderá. El mejor clickbait es la honestidad. Cuenta lo que ocurre en tu obra de forma atractiva. ¡No gastes más de un párrafo! ¡Es un resumen! Que les entre el gusanillo de leerlo. 
  • Adjunta un capítulo de muestra. Si les gusta lo que leen, abrirán el documento. Y si se acaba pronto y tienen ganas de más, contactarán contigo.
  • Asunto del email. Si la editorial no lo indica, este es el que pongo yo: “Manuscrito [TÍTULO], Eleazar Herrera”. La palabra manuscrito no me gusta nada, de hecho, e intento sustituirla por “original” siempre que puedo.
  • Redacción impecable. Ni qué decir tiene, vaya. Claridad y precisión, no te rayes buscando piruetas literarias.
Muchos blogs de escritura recomiendan incluir posicionamiento de mercado (“mi obra encaja aquí porque la tendencia en este momento es X y continuará a lo largo de 2019”) y tu impacto como autora o autor (“he aparecido en varios medios de comunicación y soy una persona con influencia en redes sociales”). A mí no me gusta. No puedes separar obra y autor, vale, pero creo que definir la estrategia editorial sale fuera de mi competencia como escritora, que es básicamente escribir. Ya me parece regulinchi tener que ser mi propia CM y promocionarme por mi cuenta como para encima presentar la viabilidad de mi novela. Nope. Nop. Me recuerda un poco a cuando haces una prueba en una entrevista y tienes que hacerles el proyecto entero a ver si tal; luego no te llaman pero ya tienen el grueso hecho.

Grosso modo, esta es mi carta de presentación:

¡Hola!

Soy Eleazar Herrera, periodista digital y escritora. Os escribo porque he visto que tenéis abierta la recepción de originales, así que me animo a enviaros una novela de corte fantástico llamada El mojito de tu vida. Me encanta explorar el Género en la literatura de género tanto en ficción como en ensayo. Mi último reportaje publicado, Los nuevos arquetipos del héroe, aparece en el tercer número de la revista Horizontes, y colaboro trimestralmente en Hipersonic con relatos cortos de ciencia ficción. Mi relato Magia hasta en la sopa quedó finalista en 2010 del Certamen Universitario Nacional para Jóvenes Talentos Booket - Austral, que ahora está disponible online en la plataforma Lektu. Desde mi web podréis acceder a mi bibliografía completa en caso de que queráis profundizar en el resto de publicaciones.

Dicen que una mentira contada muchas veces puede volverse una verdad. El mojito de tu vida cuenta la historia de Jinx, un barman capaz de transportar a sus clientes al mejor recuerdo de su vida con su Mojito Especial de la Casa. Un día, el barman descuida el cóctel a medio preparar por una pelea en la puerta y alguien altera la fórmula, modificando el recuerdo de esa persona... ¡y afectando su presente! Jinx tendrá que repasar las vidas de sus clientes y averiguar qué recuerdo es el falso antes de que sea demasiado tarde, pues alguien está intentando cambiar un acontecimiento histórico en la ciudad a través de sus habitantes.

Adjunto envío los dos primeros capítulos de la novela para su valoración. En caso de que sea positiva y queráis saber más, estoy disponible en este mismo email. ¿Sería posible recibir un acuse de recibo?

Quedo a la espera de una respuesta. ¡Muchas gracias por vuestro tiempo!
Eleazar

Me acabo de inventar lo del mojito y ya quiero escribirlo xD. Bueno, ahí está. Suelo adecuar la carta a la editorial a la que me dirijo, añadiendo o quitando cosas en función de su catálogo o tipo de ficción, por ejemplo, pero a grandes rasgos está ahí. Si luego quieren investigarme como persona no hay más que entrar a Twitter. ¡Puedes añadir tu arroba junto al email de contacto!



Eso es todo. Escribir es lo más importante, pero si puedes enviar tu propuesta de forma educada, clara y escueta, ya habrás hecho el 101% de cosas que puedes hacer desde tu lado de la barrera. Lo demás está fuera de tu control. No te preocupes por ello (porque no sirve de na) y sigue escribiendo. ¡Tu historia importa!

Otros artículos interesantes

3 comentarios

Si te ha gustado, ¡déjame un comentario!